Los 10 usos más habituales de Linux

Escrito por Carlos Rey a 1 febrero, 2014 en Linux - Sin comentarios

Yo personalmente soy usuario de Windows pero aprender a usar Linux es algo muy importante, este sistema operativo nos permite darle muchos usos por sus numerosas facetas (hay decenas de distribuciones y cada una tiene un uso diferente).

Hemos hecho una recopilación de los 10 usos más habituales de Linux, son muchas las personas que no lo usan como sistema principal pero, como he dicho, nos permite recuperar viejos ordenadores, arreglar nuestro PC principal o todo tipo de cosas que ni nos imaginamos. ¿Quién no ha realizado alguna de estas cosas con un sistema Linux?

Linux a nivel mundial

1. Aprender más cosas sobre informática

Aunque Windows sea el sistema operativo más extendido, una gran cantidad de cosas están basadas en Linux a día de hoy (consolas, móviles, servidores, etc.). Conocer este sistema operativo te ayudará a mejorar mucho en tus conocimientos sobre informática.

Para empezar te recomiendo que uses un sistema operativo sencillo como Ubuntu o Linux Mint y, una vez sea algo familiar para tí, deberías pasarte a Arch para experimentar una sensación distinta y más seria aunque hay una gran cantidad de posibilidades.

2. Resucitar un PC que va lento o es viejo

Es uno de los usos más comunes y extendido de Linux. Si tienes un PC viejo observarás como las últimas versiones de Windows ya no están disponibles para ti o no tienen el rendimiento que deseas.

PC Viejo

Puede que no vuelva a ser como un equipo de Windows pero al menos tendrás, una distribución liviana y rápida en tu máquina vieja con sus últimas actualizaciones y algunos programas que de otra forma será imposible instalar. Será más que suficiente para tareas básicas.

3. Experimentar con la seguridad y hackear contraseñas

Algunas distribuciones como BackTrack o Wifislax nos permiten saltarnos algunos sistemas de seguridad que son imposibles de burlar de forma tan sencilla con Windows. En mi caso he utilizado mucho estos programas para experimentar pero nunca me he conectado a la web del vecino.

Es una forma de aprender un poco más cómo funcionan estos sistemas y aumentar tus medidas de seguridad. No te recomiendo que lo uses para cosas malas porqué sino yo aprenderé a tus víctimas a eliminar a los intrusos de su red WiFi.

4. Montar un centro multimedia o de juegos

Si tienes un hardware más o menos decente y no vas a usar el equipo como plataforma de escritorio no hace falta que instales un sistema como tal, llega con configurar una base Linux como XBMC y montar un centro multimedia.

XMBC

Si por el contrario quieres algo más dedicado al entretenimiento puedes montar una máquina de videojuegos retro (con PCs de baja potencia) o una máquina de juegos de última hora como las famosas Steam Machines.

5. Montar un servidor para copias de seguridad, streaming o descargas

He visto muchos casos en los que la gente no quiere tener una buena máquina encendida a diario. Para ello se monta una caja pequeña con menos consumo de energía y la habilitamos para descarga directa, tareas de streaming, servidor de copias de seguridad, etc.

Son muchas las personas que lo hacen y las mejores distribuciones de Linux para crear este tipo de plataformas son Nas4Free, FreeNAS e incluso el gran Ubuntu.

6. Montar un centro de domótica

Todavía está un poco verde y, cuando lo estudié, se regía a unas pocas acciones automáticas. Pero la verdad es que, con algunos conocimientos y un pequeño PC, podemos montar un asistente personal que nos enseñe a gestionar nuestra casa de forma correcta.

Establecer un sistema de seguridad, controlar las persianas, el aire acondicionado, etc. no son usos tan descabellados. Se le puede dar un uso muy original en este sentido y, con un Raspberry Pi, se pueden hacer cosas realmente interesantes pero… ¿cuánto estás dispuesto a gastar?

7. Trabajar con discos duros y particiones

Existen distribuciones enfocadas en este aspecto, GParted e incluso algún Live CD con Linux nos permiten manipular todo tipo de particiones. Programas también como Clonezilla nos permiten trabajar con un sistema de clonación de forma rápida y sencilla. Son cosas que todos necesitamos y al final siempre las acabamos haciendo con algo diferente de Windows.

Disco duro

8. Fabricar nuestro propio servidor

La mayoría de las webs que visitas hoy en día están almacenadas en un servidor con Linux (muy pocas plataformas ejecutan Windows Server) y, si quieres construir el tuyo propio, tendrás que utilizar Linux si no quieres morirte de dolores de cabeza.

9. Dar el rendimiento que un Chromebook se merece

Aunque subestimamos a Chrome OS, te sorprenderías si supieras todo lo que este sistema puede hacer, de todas formas, existen aplicaciones y sectores en los que Chrome OS flaquea bastante.

Chromebook

Para solucionar esto se puede instalar Linux en Dual Boot con Chrome OS para exprimir el rendimiento de nuestro portátil al máximo. Los Chromebook tienen mucha potencia y se desaprovechan con el SO de Google.

10. Solucionar problemas en otros equipos y sistemas operativos

Y por último el uso menos usado pero más extendido, cualquiera que va a solucionar un problema en un PC tiene un Live CD con Linux para chequear el PC de forma rápida y ahorrarse problemas y esfuerzos inútiles.

Si tu equipo no arranca al menos podrás guardar los archivos y luego formatearlo con tu sistema operativo favorito. Si sabes algo sobre Linux puedes arreglar problemas realmente complicados de forma muy sencilla.

Estos son los 10 usos más extendidos sobre el sistema Linux y tú ¿qué uso le das a Linux? Sinceramente no creo que, a corto plazo, consiga superar a Windows pero esta ahí, a la sombra, esperando su momento de gloria en los PCs de los usuarios domésticos.