5 consejos que te permitirán comprar de forma segura en Internet

Escrito por Carlos Rey a 19 septiembre, 2014 en Seguridad - Sin comentarios

Tenemos que perder los perjuicios a la hora de comprar por Internet, el ecommerce se ha convertido en un buen método para comprar que tiene muchas más ventajas de las que habías pensado. Las compras online nos proporcionan buenas garantías, períodos de entrega rápidos y, normalmente, mejores ofertas que ninguna de las tiendas físicas que podemos encontrar en nuestra ciudad.

En los últimos años la tendencia de comprar por Internet se ha incrementando en valores que muchos no esperábamos ver nunca y ha llegado el momento de hablar sobre algunos consejos que te permitirán comprar de forma segura por Internet. Si bien muchos negocios son totalmente legales y están a la orden del día algunos otros intentan sacarte el dinero a toda costa, debemos saber cómo identificarlos y evitarlos.

Compras online

  1. Compra en webs seguras – Para comprar es importante asegurarse de que la web en la que vas a hacerlo es fiable. Es muy importante que la página de pago cuente con, al menos, certificado HTTPS (normalmente en el navegador sale con unas barritas verdes antes). Muchas webs tienen sellos de confianza pero también se puede consultar en foros las experiencias de otros compradores.
  2. Guarda los datos – Cuando compres asegúrate de guardar recibos por si las moscas, archivos como los justificantes de pago y facturas deben constar en nuestro PC para evitar posibles estafas o tener algo con que reclamar.
  3. Observa el precio – A veces te puede parecer que algo es barato pero a la hora de realizar el pago pueden aplicarse impuestos y gestiones de envío muy caras. Es importante asegurarse del precio antes de pagar.
  4. Podrás devolverlo – Más de una vez he comprado en Linio Chile y he podido devolver los productos sin problemas en los diez días siguientes al envío. Es importante comprobar el estado del producto una vez llegue al domicilio para reclamar cuanto antes si hay problemas o si el producto no te gusta.
  5. Reclamar es fácil – Si el producto no supera una cantidad de dinero determinada es muy fácil de reclamar, algunas asociaciones de consumidores incluso ofrecen este proceso de forma gratuita.