Saltar al contenido

Análisis del monitor de dibujo Wacom One: el más económico de Wacom

¿Estás buscando un buen monitor para dibujar? ¿Conoces la marca Wacom? Seguro que sí, ya que es una de las mejores (si no la mejor), al momento de hablar de dispositivos táctiles. Wacom es una de las marcas que más calidad ofrece en este sector y goza de un status muy bueno entre diseñadores, dibujantes, etc.

¿Estará el Wacom One de 13,3 pulgadas a la altura de lo que esperan los usuarios? En las siguientes líneas lo analizo después de probarlo durante 30 días. El Wacom One ha sido creado con el fin de ofrecer un monitor «económico» y de calidad, perfecto para artistas y estudiantes. Es compatible con Windows, Mac, Android y viene con un lápiz de dibujo que no necesita batería.

Especificaciones del Wacom One

  • 13,3 pulgadas Full HD con tecnología AHVA
  • Puerto USB C con salida HDMI, USB y entrada de corriente.
  • Dimensiones: 225 x 357 x 14,6 mm
  • Peso: 1 kg
  • Consumo de 10 W

Review Wacom One

Prácticamente, por la mitad de lo que te costaría un Wacom Cintiq, podrás conseguir un buen monitor para dibujar pero… ¿vale la pena la reducción de precio o es mejor comprar algo más profesional? Debo admitir que no soy un gran dibujante, pero sí que tengo experiencia con este tipo de monitores para dibujar. No he tenido ninguno en propiedad, pero sí la oportunidad de analizar algunos a lo largo de mi carrera profesional. Me gustaría aclarar esto primero porque mi nivel como «artista» o dibujante es nulo.

Hay que remarcar que este tipo de dispositivos han perdido algo de tirón con la llegada de los iPad Pro al mercado y el Apple Pencil, e incluso estos han bebido directamente de los Cintiq de Wacom, robando algunas de sus mejores funciones.

Review completa del Wacom One

En primer lugar, me gustaría hablar de su diseño y accesorios. Cuando abrí el paquete del Wacom One me encontré un packaging limpio. Sin embargo, hay más cables de los que me gustaría, ya que no he encontrado un cable de USB C a USB C, sino un USB C que sale por HDMI al PC, USB y por un conector de alimentación para alimentar la pantalla. ¿Hubiera sido posible conectar por WiFi ambos y ofrecer una buena respuesta? Es posible, pero en este caso tendremos que recurrir al cable.

El Wacom One necesita un dispositivo para funcionar, ya que actuará como segunda pantalla. Pero, por otra parte, lo bueno de tener cables es que ni gastará batería de tu portátil ni tendrás problemas de conexión o latencia.

El Wacom One es plug and play en Windows y Mac, pero cuidado con esto

Una de las cosas que no me gustó del Wacom One es que, el USB C, solo funciona de un lado. Del otro, después de un par de días intentando conectarlo, me di cuenta de que era imposible que mi Mac lo reconociera. Además, he necesitado un adaptador de USB C a HDMI con entradas USB para poder conectarlo al MacBook de 14 pulgadas. Es posible que en un PC con entrada de HDMI y USB fuese más cómodo porque no necesitaría adaptadores. Sin embargo, me deja un sabor agridulce porque muchos usuarios de Wacom usan un Mac, ¿o se habrán rendido ante los iPad?

El Wacom One es un monitor interactivo que está fabricado en plástico, es robusto y además goza de un par de pestañas que permiten elevar la postura 19 grados para dibujar con más comodidad. Lo que no hay es ajuste en estas piernas. Si llegase a tener algún tipo de stand o forma de ponerse vertical, hubiera sido incluso útil como segundo monitor. Ha sido una oportunidad perdida, aunque en mi caso no soporto los monitores tan pequeños en realidad, por lo que nunca lo hubiera usado de esa forma.

También encontramos debajo de una de estas 3 pestañas, 3 puntas de recambio para el stylus, junto a un soporte lateral que sirve para tenerlo ahí guardado.

El stylus del Wacom One no lleva pilas, y se agradece

El stylus que trae el Wacom One es una solución básica pero resultona, más económica que las de los stylus de gama alta de la firma. Sin embargo, sigue usando 4096 niveles de presión, y el dibujo se siente preciso y con una calidad muy buena. Además, hay un botón en el stylus que se puede configurar como botón secundario o de la forma en que se quiera. Lo que no hay es ningún botón en el Wacom One salvo el de encendido, y quizás hubiera sido útil añadir uno para asignarle alguna función específica.

Stylus Wacom One

Vamos a lo que importa, ¿cómo es este monitor?

El monitor Wacom One es de 13,3 pulgadas y tiene resolución Full HD

La pantalla del Wacom One es de 13,3 pulgadas y tiene resolución Full HD, con un aspecto de pantalla de 16:9. Sin duda, es una pantalla que tiene una calidad decente, aunque hay algunas cosas que comentar aquí, al menos en contra de la misma.

  • Funciona mejor con Windows que con Mac, sin duda alguna, la resolución se adapta mejor al estilo.
  • Como es una pantalla de un dispositivo económica, no es full-laminated, lo que significa que la superficie está un poco separada del panel y eso hace que, en momentos de mucha precisión, veamos esa diferencia de mm entre una capa y otra.
  • No tiene demasiado brillo, por lo que mejor estar en una habitación con poca luz solar directa.

Y ahora hablemos de lo bueno, ya que no todo es malo en esta pantalla, sino que tiene más puntos positivos que negativos:

  • Se ve bien en los diferentes ángulos de visión, aunque solo pueda ofrecer un 72 % NTSC de color gamut.
  • No da la sensación de que se vaya a romper, es robusto y cómodo.
  • Se siente rápido, ya que al escribir lo cierto es que no lleva demasiado lag el lápiz y es agradable dibujar o tomar apuntes en ella.

El mayor problema es que, por un precio un poco superior, se puede comprar un iPad con SideCar, lo cual enriquece mucho la experiencia de tener una pantalla secundaria al momento de tomar apuntes o hacer dibujos. Sin embargo, estamos hablando de gastar más dinero y de otra cosa totalmente diferente, no de un dispositivo pensado exclusivamente para esto, que se conecta a la corriente y que ofrece una mejor experiencia y durabilidad si se hace un uso intensivo del mismo.

¿Cómo es trabajar con el Wacom One?

Pese a la cantidad de críticas, al momento de usarlo y trabajar con él hay pocas cosas que objetar. Incluso si hablamos del iPad, en este caso el producto de Wacom ofrece una mejor latencia. Además, pese a tener un stylus sin batería, la experiencia es muy buena y se siente ágil, con los niveles de presión muy marcados y logrando resultados realmente buenos.

Análisis Wacom One

Pero, como he dicho, en Windows el monitor funciona mejor que en Mac. Es una apuesta ganadora y que no supera los 400 euros. De hecho, si no tienes Mac, es difícil que te recomiende un iPad porque todas las ventajas de las que te hablábamos se pierden. Tampoco he logrado conectar el Wacom One con mi Huawei P30 Pro, a pesar de que tiene modo desktop, por lo que no puedo decir qué tal funciona en Android.

¿Recomendaría comprar un Wacom One?

Sí. Siempre y cuando tengas un PC Windows o un Mac viejo, y necesites uno de estos monitores interactivos para dibujar, tomar apuntes, etc. Yo, después de usarlo durante un mes, me he dado cuenta de que se le puede quitar mucho partido y es especialmente útil si necesitas hacer trabajo con lápiz. Ahora mismo es cierto que a mí no me resulta tan útil por el tipo de trabajo que estoy haciendo con mis clientes, pero sí que me puedo plantear la compra de uno de estos en el futuro. Es genial para hacer esquemas, dibujos, logos, pequeños retoques gráficos, etc.

Lo mejor del Wacom One

  • Perfecto para usuarios con Windows
  • Experiencia de dibujo Wacom auténtica
  • Buena calidad de fabricación

Lo peor del Wacom One

  • No tiene botón en la pantalla
  • No me gusta mucho la conexión, debería ser USB C o Thunderbolt
  • El brillo es un poco justo (200 cd/m²)

Compra tu Wacom One